#247

Hay días que no sé qué es lo que quiero.

Si prefiero leer a los grandes o escribir mis minúsculos versos.

Hay días en que me cuestiono todo.

Mi rumbo, el destino, esta creciente sensación de que ésta no es mi vida.

O no es la vida que quiero.

Días, como hoy, en que las dudas existenciales me hacen preguntarme por mi propia existencia.

Si se trata sólo de vivir.

O es cuestión de sobrevivir.

¿Por qué a mi alrededor todo se ensucia?

¿Por qué no puedo ser lo que (como) quisiera?

Hay días en que tengo ganas

de esconder mi cabeza entre mis alas.

Quedarme a oscuras de verdad.

Dar media vuelta (más) a mis tuercas, a estas cuerdas que me atan, me atormentan.

Días que transcurren lentos y me adelantan caracoles por línea contínua.

Días en que creo que me fuerzo a escribir por temor a darme cuenta de que, tal vez, no sirva para esto.

Días en los que mis fuerzas se cuelgan de columpios invisibles.

Y van delante, atrás, delante, atrás y de nuevo hacia delante.

Con tan poco impulso que acabo cayendo.

Días en que ni siquiera puedo confesarme en unas líneas.

Porque parece que si lo dejo escrito es que lo admito.

Y, de cualquier forma, aunque no lo diga, parece desde siempre que quien calla otorga.
María Eugenia Hernández Grande


Anuncios

10 comentarios en “#247

  1. Primero que todo, ¡un gran abrazo, Maru! Cálido y sincero, que te ayude a desatar nudos y aquiete tus aguas. Me hiciste recordar uno de mis poemas, titulado “Comprimida” y comienza así:
    “Hoy soy
    un intento de nada
    quiero avanzar
    mas retrocedo.”
    Felizmente, no hay dos días iguales, y unos versos claros, alegres, esperanzadores, cogerán tu mano. Después de la noche la luz renace.
    ¡Un gran abrazo, Maru!

    Le gusta a 1 persona

    • Millones de gracias mi siempre bonita Saricarmen, me encanta que hayas compartido tus versos por aquí conmigo, son tan hermosos. Sin duda todos tenemos días mas altos y más bajos, como los días que son grises o azules pero en ambas ocasiones el sol nos ilumina. Un abrazo enorme 😊😊

      Le gusta a 1 persona

  2. Por mi parte, sin duda tus versos. Los grandes poetas están en la biblioteca, nos acompañan, siempre están ahí, Pero es mucho más difícil percibir su estado de ánimo, sus circunstancias, porque se pierde la frecura, la inmediatez.
    Digamos que tus versos son un vino joven de excelente añada, y los grandes son un vino gran reserva muy envejecidos en barrica de roble francés.
    Y cada copa, en su momento

    Le gusta a 2 personas

    • Joo qué comentario tan precioso y motivador 😊😊 Me encanta la comparación de los vinos y la coletilla final de cada copa en su momento 😉 Sin duda es distinto leer a los consagrados que el ritmo tan inmediato que un blog nos ofrece para compartir letras, pensamientos y emociones pero como dices, las dos tienen sus ventajas. Un abrazo y mil gracias!!

      Le gusta a 1 persona

¿Compartimos pensamientos?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.