#16

Sería complicado explicarte

que cada vez que rubrico una letra

algo en mi pecho

me da una punzada.

Puedes imaginar

una sensación de vacío.

Como un globo que se desinfla

y escupe el aire.

Con prisa.

Cuando acaba,

queda sólo un harapo.

Pero aquí sigo.

Escribiendo.

A veces también versos,

qué quieres que le haga

sigue siendo la única forma

que he encontrado

de volver a darte besos.

Quizás de ahí

la estocada.

 

María Eugenia Hernández Grande

1608232137830-standard-female-150-default

Anuncios

¿Compartimos pensamientos?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s